sábado, 15 de agosto de 2009

Atilio Caraune. Estilista y noqueador.

Probablemente, al recordar a los mejores púgiles argentinos de la categoría semipesado, los primeros grandes nombres que surjan sean los del mítico JoséCarattoli, el mejor de todos, o Víctor Galíndez, Jorge Ahumada y Miguel Ángel Cuello, pero hay que agregarle a esa rápida lista el de Atilio Caraune. Altamente estilizado, sólo los espectadores más próximos a Atilio Caraune podían deleitarse con su estratégico y talentoso boxeo. Para apreciar plenamente sus dotes, había que mirarlo de cerca; zurdo, era un púgil a quien desde lejos —como la popular— no se le percibían las sutiles muestras de su casi perfecta habilidad. Pero ser un virtuoso no le impidió ser también un maestro consumado del K.O.: entre 1950 y 1954, obtuvo 23 victorias consecutivas por fuera de combate, siendo la mayor cantidad en la historia del boxeo argentino. Con un solo impacto, el gancho de izquierda al hígado, impecablemente manejado, consiguió gran parte de ellos. Sin dudas, fue uno de los más completos pugilistas que dio nuestro país.
Caraune nació el 4 de diciembre de 1920 en Clucellas, Santa Fe, aunque muchos lo creían de origen cordobés. En su campaña amateur, sus logros fueron excepcionales: ganó dos títulos sudamericanos; en Buenos Aires, 1940, y en Santiago, Chile, 1941, ambas entre los medianos. Debutó como rentado el 30 de junio de 1943 venciendo a Raúl Carnese por K.O. en el primer round. Desde este comienzo, se mantuvo imbatido en 23 peleas, todas ganadas, hasta que se enfrentó con el legendario Raúl Rodríguez, “Telaraña”, y perdió por puntos, tal vez un combate demasiado apresurado. Como profesional, la carrera completa de Caraune, que se extendió desde 1943 hasta 1956, se compone de 57 triunfos, 40 de ellos antes del límite, 2 empates y sólo 7 derrotas, totalizando 66 combates, con un muy alto porcentaje de K.O.: a más del 60% de sus peleas las ganó de esa forma.
Actor destacadísimo de las categorías de pesos grandes, Atilio Caraune fue un sobresaliente animador de los medianos y medio pesados, coronando su brillante carrera al conquistar el campeonato argentino de los semi completos venciendo por K.O. en 9 rounds nada menos que al invicto y subcampeón olímpico Antonio Pacenza, el 30 de diciembre de 1953, en el Luna Park de Buenos Aires, cubriendo así la vacante dejada por Amado Azar, otro subcampeón olímpico y extraordinario rentado. Caraune se enfrentó con los mejores valores latinoamericanos de su tiempo, venciendo a gran parte de ellos; además de los ya mencionados, peleó contra Pilar Bastidas, Kid Azteca, Alberto Tessi, Marcelo Ferri, Antonio Frontado, Ricardo Calicchio, Manuel Fernández, Pedro Cobas, Pascual Velázquez, Dogomar Martínez, Luis Inácio y Paulo Sacomán.
Una vez retirado, Caraune vivió, hasta su fallecimiento en 1997, en la localidad que tanto quiso y tan bien lo acogió: Tristán Suárez, que lo recuerda como hombre de bien, buen lector, honesto y maestro en su actividad.
Por: Martín Sosa Cameron

5 comentarios:

  1. Atilio Caraune vence por K.O. a Kid Azteca
    15 de abril de 1944, Buenos Aires, CF, Argentina
    Kid Azteca fue uno de los más emblemáticos púgiles mexicanos, una figura legendaria que prolongó su carrera profesional desde los años '30 hasta los '60, superando los 200 combates; cualquier lector de historia del boxeo puede averiguar sobre él sin mayores esfuerzos. Peleó en distintos países del mundo y enfrentó a los más encumbrados rivales. Venció, por ejemplo, a Joe Glick, Young Peter Jackson, Saverio Turiello (KOT) y dos veces al célebre filipino Ceferino García (una por K.O.), el inventor del bolo punch, Campeón Mundial mediano. Lleno de habilidades, Kid Azteca conocía todas las triquiñuelas del ring, no sólo para complicar a sus adversarios sino también para confundir a jurados y espectadores y hacerse querer y admirar por quienes lo conocían. Ya había iniciado su demostración en Argentina dando una calculada y perfecta paliza a Sebastián Romanos, derrotándolo por abandono. Era una indudable atracción. Así, se midió lleno de confianza con el invicto y novel zurdo Atilio Caraune, uno de los más completos púgiles que diera nuestro boxeo. El mexicano tenía ya unas 130 peleas, en tanto que para el nuestro era …¡la octava! Al comienzo del enfrentamiento, Kid Azteca desplegó sus amplios conocimientos, pero Caraune pronto fue anulándolo con sabiduría y potencia, hasta que, implacable, doblegó al mexicano por K.O. en el 11º round.
    Martín Sosa Cameron

    ResponderEliminar
  2. En una de las fotos se lo ve junto al entrenador Juan Aldrovandi, el 15 de abril de 1944. En la otra imagen, imponiéndose por KO. a Antonio Pacenza.

    ResponderEliminar
  3. Estamos orgullosos por su dedicasiony su nobleza como pugilista y como persona te extraño papa NORMA CARAUNE

    ResponderEliminar
  4. Gracias por tan preciosa información!!
    Néstor López Facebook:( ¡¡Campeónes de box:Nacionales, Provinciales y locales!!


    2 Fotografias etiquetadas. firmadas al reverso por: Atilio Caraune, jose Goygochea, Julio López, A. Colazo etc.

    ResponderEliminar
  5. Puños de acero en el ring y manos de seda y amor con sus nietos. Mi adorado abuelo. Insustituible, inolvidable.

    ResponderEliminar