jueves, 9 de abril de 2009

Recordando a la profesora Siciliano

Tenía 10 pequeños años cuando su familia se trasladó de su Zapala natal hacia los pagos de Monte Grande, allá por 1950. Inquieta, supo tempranamente que ser docente era su lugar en esta vida. En el INSP Joaquín V. González se recibió de profesora de Historia y por concurso, accedió al cargo de inspectora de Escuelas Primarias de la Provincia de Buenos Aires. Llegó a ser la Inspectora Jefe de la Región XVI de Mar del Plata y Asesora de la Dirección de Educación Primaria de la provincia.
Explicar qué significó Isolina para nuestro hacer cultural, es casi inconmensurable. Difícil abarcar tantas inquietudes y participaciones. Fue socia fundadora y primer secretaria de la Biblioteca Pedagógica “Nélida E. de Casademont” de E. Echeverría y organizadora del Museo Municipal en 1974, además de secretaria de una subcomisión en el 50º Aniversario del Partido de E. Echeverría.
De dura voz, estudiada declamación, inspirada verba, guió la formación de maestros desde l.S.F.D. Nº 35. Allí dictó Ciencias Sociales y Didácticas de las Ciencias Sociales, en tanto enseñaba a “querer lo propio”, valorar lo nacional y defender lo regional. Integró la C. D. de la Asociación Cultural Sanmartiniana, fue conferencista y jurado en jornadas de didáctica.
Solidaria, colaboró en la Cooperadora del Policlínico Sofía Terrero de Santamarina y en LALCEC. Fue reconocida con el Premio Nacional Sanmartiniano en 1987 y como Trabajadora de la Cultura en 1988. Socia fundadora de la Asociación de Artes y Letras de E. Echeverría y del Círculo de Periodistas, integro la Junta de Estudios Históricos de E. Echeverría, como Miembro de Número. Colaboró en periódicos, antologías poéticas y elaboración de folletos sobre nuestra historia regional. La recordamos por su labor docente, como periodista e historiadora. En este rol rescató muchas estampas de nuestra ciudad en un trabajo titulado “Apostillas del partido de Ezeiza”, que fuera publicado en la “Memoria de la Jornada de Historia de Pueblos”, realizada en agosto del 2000.
La Profesora Isolina Siciliano, quien nos dejó un 09 de marzo, pensaba, tal vez, en su poema”Pasajero”: “Hoy el mar / me regaló un mensaje / decía: Pasajero / desciende en esta playa rumoreante, / Tal vez tu barca / Ha encontrado / Nuevo velamen.”
Juan Carlos Ramirez

7 comentarios:

  1. Juan Carlos, ¡Qué hermoso recuerdo de Isolina! Quienes tuvimos la suerte de conocerla, sabemos que no necesitaba un aula para hacer docencia.
    Aprovecho para dejar a usted y todos los componentes dela Junta de Estudiso Históricos los mejores deseos para esta Pascua.

    ResponderEliminar
  2. He tenido la gran fortuna de encontrar este blog en los misteriosos caminos de la web y, en él, el recuerdo de la sra. Isolina a quien tuve el agrado de conocer en mis años de escuela primaria; siendo ella Inspectora, nos dejó una imagen de rectitud y de persona de bien que aportó mucho a nuestras personalidades en crecimiento. Es un agrado dejar aquí mi humilde comentario para rendir homenaje a esta ilustre dama. Saludos para el creador del blog, y mi profundo respeto por la difusión de tantos datos que hacen a la cultura de los pueblos.

    ResponderEliminar
  3. Federico Siciliano6 de enero de 2010, 11:38

    Gracias Juan Carlos por este preciso recuerdo de mi tía Isolina. Ella se hubiera sentido muy feliz de ver este blog

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  5. El comentario del 23 de marzo 2012 ha sido eliminado por error, y por la impericia del editor no lo he podido recuperar. Pido disculpas y si lo puede volver a enviar, será publicado nuevamente y quedaré muy agradecido por darme la oportunida de subsanar mi error. Mis disculpas.
    El Editor

    ResponderEliminar
  6. Soy graduada del Naciones Unidas de Monte Grande (1973) La Profesora Isolina Siciliano fue unas de las mejores profesoras que tuve, tengo grabado en mis recuerdo las amenas clases, por que ensenar a adolescentes y hacer que amen la materia no es facil, y ella lo lograba. Ana Maria

    ResponderEliminar
  7. excelente persona como docente nunca conocí otra con tanta pasión y dedicación. me volvió loca hasta que le conseguí la foto de mi bisabuelo Leopoldo Mannucci para incorporarla a su libro. mujer inolvidable por todas sus grandezas. un orgullo haberla conocido y haber sido su estudiante.

    ResponderEliminar